PC

Análisis de Star Wars: The Old Republic para Ordenador (II)

Para finalizar con nuestro artículo anterior veremos pues de qué se trata, bien a bien, la trama de esta nueva secuela de Star Wars.

La interminable batalla entre la República y el Imperio

Nos encontramos 300 años después de los acontecimientos ocurridos en Star Wars: Knights of the Old Republic, uno de los títulos más queridos de BioWare y donde ya demostró el estudio su dominio de este popular universo. Aquel juego tuvo una secuela desarrollada por Obsidian, por lo que este que nos ocupa se puede considerar como esa tercera entrega tan esperada y deseada que nunca llegó. De hecho, no serán pocos los guiños que nos encontremos, algo que los fans disfrutarán muchísimo y les ayudará a entender bastante mejor el desarrollo argumental. Eso sí, esto no quiere decir que en caso contrario no lo vayamos a disfrutar plenamente. Esto es posible gracias al Codex, una especie de enciclopedia virtual que irá recopilando todo tipo de datos sobre los personajes que nos encontremos, monstruos, planetas, etc.

La historia que da pie al juego, dicho de forma muy resumida, es que tras un largo periodo de paz y tregua, los Sith regresan y vuelven al ataque, por lo que los conflictos entre el Imperio y la República vuelven a sucederse. Sin embargo, esto simplemente nos sirve como escenario para contextualizar la situación en la que nos moveremos, ya que dependiendo de la clase que escojamos, viviremos una historia completamente diferente a la del resto.

Por lo que hemos podido ver, el desarrollo argumental de todas ellas es sensacional, tal y como nos tienen habituados en BioWare. En nuestro caso, hemos profundizado especialmente en la del Jedi Knight y hemos podido disfrutar de inesperados giros argumentales con momentos realmente memorables que se creían impensables a día de hoy en un juego de estas características y de una historia apasionante que va de menos a más y que nos ha metido de lleno en la piel de nuestro personaje, con un tramo final realmente épico.