Nintendo

Análisis: Mario Kart 8

Mario Kart 8 y su análisis

El Mario Kart 8 para la consola Wii U es un juego similar a los otros títulos de Mario Kart, ya que al fin y al cabo es lo que se busca en este título, pero ofrece algunas novedades que revitalizan el juego y pantallas que nos recuerdan a otros juegos anteriores de la saga.

Todo un clásico

Es indudable que el Mario Kart es ya todo un clásico de la compañía Nintendo; y es que en cada consola que esta saca al mercado, es una de los juegos más vendidos y que la gente más espera. Y esto sucede porque precisamente lo que busca el usuario es el juego al que está acostumbrado debido a su diversión y a su fácil jugabilidad. Mucho acusan a este juego de ser igual que los anteriores Mario Kart, pero al fin y al cabo, ¿no es lo que se busca?

Como decimos, es igual de divertido que juegos anteriores y las mecánicas, obviamente, son las mismas. Incorpora, sin embargo, novedades como objetos, aunque combinados con los clásicos vistos hasta ahora y, por supuesto, nuevas pantallas que se mezclan con pantallas de otros juegos anteriores. Las nuevas, especialmente destacable la pantalla del aeropuerto, son bastante satisfactorias. Y combinadas con las que ya conocíamos forman unos circuitos bastante completos, aunque nos gustaría ver algunos más en un futuro DLC.

Más impresiones

En casi todas las pantallas deberemos utilizar una cometa que nos hará volar por el aire cuando no haya carretera; pudiendo personalizar en gran medida nuestra carrera con personajes (pudiendo elegir, si queremos, nuestro propio Mii), distintos coches y motos, ruedas y varios tipos de cometas. Cada una de estas características nos ofrece ventajas e inconvenientes y deberemos saber gestionar esto. En definitiva, si eres amigo de la saga Mario Kart, Mario Kart 8 cumplirá las expectativas, pero si buscas algo totalmente novedoso, quizás sea una decepción para ti.