Online

Conociendo el FOREX ¿un juego de suma cero?

Dedos cruzados

Primeramente matizar que muchos conocedores del mundo del Forex se van a sentir molestos por adoptar el término de “jugar” e incorporarlo a la palabra “forex”, pero no es más que un juego de probabilidades donde siempre intentamos poseer la mejor oportunidad o conjunto de oportunidades que jueguen a nuestro favor (las probabilidades).

Junto a los juegos de azar, en el Forex hay un componente matemático que define las probabilidades de nuestro éxito, el riesgo de cada operación etc… Esta es la parte más interesante del gran mundo de las divisas donde todos los jugadores intentan enfrentarse al mercado con la mayor probabilidad favorable posible y estas serán sus armas si quieren continuar en este juego de las divisas.

Si juegas al póker o a otros juegos similares, la única forma de ganar dinero es utilizando la perspicacia y siendo más listo que tus oponentes dado que gracias a que ellos pierden, tu ganas (o mirándolo desde otro ángulo tu pérdida será su ganancia).

Este tipo de juegos se les suele denominar juegos de “suma cero”. Dado que la suma de los beneficios de los que ganan, es exactamente igual a la suma de las pérdidas de los jugadores que pierden.

La única manera que tienen los profesionales de ganar dinero, es una constante entrada de nuevos jugadores dispuestos a perder su dinero a favor de los jugadores que ganan.

En cambio, lo bueno del mercado de divisas (más comúnmente conocido como mercado FOREX) es que no es exactamente así, de todas formas si tienes dudas puedes consultar en pullback.es

Clasificación del perfil del jugador en el mundo del forex

Dentro del escenario del mercado de divisas tenemos principalmente dos tipos de jugadores:

  1. Los inversores natos que intercambian divisas (forex) porque las necesitan para pagar sus importaciones/exportaciones o inversiones en algún país exótico. (en cualquiera de sus variantes de bienes de consumo o como inversión en empresas extranjeras).
  2. Los especuladores que entran en el mercado en busca de unos beneficios que les pueda compensar el riesgo asumido.

El primer grupo estará en el mercado en el momento en que lo necesitan. Si a un importador que tiene una cadena de electrodomésticos le ofrecen un lote de televisores japoneses de alta definición, si producto y el precio le interesan, firma la operación y cambia sus euros por yenes para pagar el pedido. El cambio lo hace inmediatamente, sin mirar ningún gráfico del precio de cambio del EURO YEN, porque el beneficio espera obtenerlo de la operación comercial de los televisores, no del cambio de divisas.

Los segundos esperan el momento adecuado para abrir una posición como un depredador de la sabana se tratase y tomar una simple decisión que marcará el desenlace final de la jugada : Ir corto (vender para luego comprar ) o Ir largo (comprar para luego vender) en un par de divisas de FOREX (EUR/USD, EUR/GPB…). Su único objetivo es aprovechar los movimientos del mercado y analizarlos con sus herramientas disponibles para conseguir un beneficio en cada jugada.
De hecho, las grandes tendencias que duran meses o incluso años suelen venir motivadas por la marcha de las economías de los países y por el comportamiento de los miembros del primer grupo (se puede decir que es un mercado ampliamente influenciado por las noticias macroeconómicas de los países que acuñan una moneda). Si en el Forex sólo hubiera especuladores, no se formarían tendencias, simplemente cada precio oscilaría en torno a un valor central. Y al final se acabaría el trading.

Sin embargo, el comportamiento de las empresas y de los particulares de todo el mundo, y los ciclos económicos de los países son los que permiten la formación de tendencias, y gracias a ellos, los especuladores, como grupo, pueden beneficiarse de estas tendencias y ganar dinero.

Como los participantes del primer grupo  de los inversores “van a ciegas”, porque no necesitan ganar dinero dentro del propio mercado del forex, mientras que los del segundo grupo tienen los ojos bien abiertos como buenos depredadores y esperan el momento adecuado para entrar y salir del mercado, teóricamente hace que el juego del forex no sea “suma cero”, sino que los especuladores, como grupo, puedan ganar dinero gracias a  los movimientos “a ciegas” de los participantes del primer grupo, que son los “pardillos” de este juego. En definitiva, gracias a la marcha de las economías mundiales.

Ese es un punto importantísimo por el que te recomiendo que aprendas a invertir en forex antes que aprender a jugar al poker u otros juegos suma cero. Siempre se puede aprender cualquier cosa gracias a conceptos importados de otras disciplinas y en el caso del FOREX podemos aprender a gestionar nuestro capital que será importante en juegos como el póker y en dominar la parte psicológica y operar bajo presión que vendrá muy bien también al nutrido grupo de gente que cada vez se está andentrándose en el mundo de los juegos de azar o de mesas profesionales de póker.  Quizás sea el Forex la disciplina más compleja que exista y de la que más lecturas constructivas podemos hacer a nivel personal antes de afrontar nuestros retos en cualquier otro juego basado en el azar, la gestión del dinero y la presión psicológica.

En cierto modo el especulador de forex tiene ciertas similitudes con el jugador de poker: La estadística y el adecuado manejo de las probabilidades es vital para ambos.