Wii

Mario Party 9, el popular fontanero mantiene el nivel

fotomario

Uno de los títulos más exitosos del fontanero más popular del mundo es el Party, que no deja de proporcionar nuevas versiones para sus fieles adeptos. Ahora, Mario Party 9 llega con algunas novedades aunque fiel al estilo de siempre y dispuesto a proporcionar diversión en grupo en la Wii de Nintendo.

A por las estrellas

La mecánica de juego de Mario Party 9 y de anteriores ediciones es muy sencilla: los jugadores recorren un tablero en busca de estrellas y quien más consigue gana. La partida incorpora en su desarrollo diversos minijuegos para evitar caer en la monotononía y aportar elementos más sorpresivos.

Ubicamos a Mario al mando del vehículo (que va cambiando, nunca es el mismo) e iniciamos la búsqueda de estrellas. Pero ojo, hay que evitar al fantasma que nos persigue y resta puntuación y sortear las maldades de Bowser.

Divertidos minijuegos

Los minijuegos de Mario Party 9 están pensados para todo el público, pues su control es muy sencillo. No hay que olvidar que aunque la saga se dirige a jugadores de todas las edades son los más jóvenes los que se sienten más identificados con el personaje. Los juegos nos exigirán habilidad y algunos claridad y rapidez mental.

Además de estos elementos, que son el grueso de tu aventura, Mario Party 9 tiene pantallas de bonus y batallas con jefes. Estas últimas coinciden con momentos clave del tablero y con el final del mismo y, a diferencia de un juego de plataformas, en ellos no puedes morir. La gracia de estos niveles es que te obligan a jugar en cooperativo para acabar con el malo.

Toda la presentación de Mario Party 9 es más que correcta. Wii tiene sus limitaciones técnicas, pero éstas no resultan un hándicap en el mundo de Mario, simple, colorista y dirigida a un público infantil o familiar. Los escenarios de los tableros son amplios y los personajes tienen la estética ya vista en Mario & Sonic en los JJOO.