PC

Más rol con The Elder Scrolls V: Skyrim

Sin lugar a dudas para Bethesda el rol es su especialidad. Han vuelto a crear una verdadera maravilla, un videojuego para PC que te sumerge en una experiencia muy atractiva a la vez de adictiva y cautivadora.

Desde el primer minuto de juego The Elder Scrolls V: Skyrim nos plantea decisiones fundamentales, eso es lo que de verdad hace único a este título.

Tres tipos de misiones

En primer lugar tenemos las misiones principales que son las más extraordinarias o épicas, las cuales hacen avanzar el juego. Por otra parte, están las misiones secundarias, y que son las que aportan centenares de horas al videojuego y son encargadas por cada personaje que vamos conociendo; suelen estar relacionadas con su día a día, su vida cotidiana y sus problemas. Por último, las que el videojuego etiqueta como “otras”; éstas son infinidad de pequeños encargos y de escasa dificultad, pero resultan entretenidos.

A lo largo del juego encontraremos situaciones de lucha frente a todo tipo de sorpresas que nos van apareciendo, y que debemos superar para poder avanzar.

Libertad de acción

Nosotros somos los que a partir de ese instante escribimos nuestro camino en este frío y peligroso universo.

Su experiencia jugable es espectacular, así como la libertad que proporciona al jugador que puede interactuar con cualquier objeto o personaje que encontremos a nuestro paso: robar, coger objetos, vender, comprar y un sin fin de detalles que hacen de este título algo extraordinario.

The Elder Scrolls ha vuelto dejando claro el poderío de esta saga. Este es un titulo sencillamente imprescindible, y tanto los fans del rol como los aficionados al género no deberían dejar escapar.