Play Station

NeverDead, la inmortalidad para combatir a los demonios

fotonever

NeverDead es un juego de acción para PlayStation3 (también está disponible en Xbox360) basado en la inmortalidad del personaje protagonista. Buen trabajo gráfico, estéticas atractivas pero quizás algo cojo en lo que se refiere a la jugabilidad.

Mercenario inmortal

Bryce Boltzman es un mercenario caza demonios que goza (o padece) de la inmortalidad. Su objetivo será combatir a seres demoníacos y en las batallas, a pesar de perder partes de su cuerpo, cabeza incluida, podrá volver a juntarlas y continuar su propósito.

La “gracia” del juego radica precisamente en las escandalosas escenas en que nuestro protagonista pierde partes de su cuerpo. Pero a su vez llega un momento que peca de repetitivo. Combatir, recibier golpes, perder miembros, volverlos a juntar, seguir combatiendo…

Los combates, al principio, resultan ciertamente entretenidos por la espectacularidad de los mismos. Prácticamente podemos golpear a todo lo que aparece en pantalla, sean demonios u objetos inertes. Pero llega un momento en que nos invadirá una sensación de que no avanzamos, de que nada nuevo sucede con el paso del tiempo. Y lamentablemente lo notaremos muy pronto.

Los elementos sonoros, al menos, aportan cosas positivas. Son variados, originales, adecuados a lo que se refleja en pantalla.

Falto de profundidad

NeverDead parte de un buen planteamiento pero le falta profundidad. Entretenido al comienzo, demasiado pronto cae en la repetición y, por tanto, decae el interés. Le falta algo de profundidad y hubiera sido deseable elevar el nivel de exigencia a medida que avanzamos. Un título quizás desaprovechado que con un poco más de trabajo podría haberse convertido en algo mucho más atractivo.